23 OCT 2014, 11:32

Cómo son los primeros días del ARSAT-1 en el espacio

Desde la Estación Terrena de Benavídez se realizan diversas maniobras para ubicar al primer satélite de telecomunicaciones argentino en su órbita definitiva, desde la cual brindará servicios a varios paises de Sudamérica.


Cómo son los primeros días del ARSAT-1 en el espacio

Fuente: UNLaM - Agencia CTyS


El ingeniero Andrés Rodríguez, jefe del proyecto ARSAT-1 por ARSAT y uno de los tres argentinos que estuvieron en la sala de control de lanzamiento de Arianespace, contó a la Agencia CTyS cómo serán los primeros días del primer satélite argentino de telecomunicaciones en el espacio.

Según estaba previsto, el cohete dejó al satélite a unos 300 kilómetros de la Tierra, por lo que éste tuvo inicialmente una órbita pronunciadamente elíptica, que alcanzaba los 36 mil kilómetros en las partes más distantes del Planeta.

En los momentos en que pasa más cerca, al ARSAT-1 se lo ve moverse más rápido desde las estaciones terrenas y, por ello, se precisan cinco estaciones terrenas para tener una visión permanente de su desplazamiento.

Una acción clave se realizó aproximadamente dos horas después de que el ARSAT1 llegó al espacio: la apertura parcial de sus paneles solares. “Con los paneles plegados hay una generación de energía, pero es limitada y, en consecuencia, es fundamental este paso para poder realizar las maniobras hasta que el satélite sea ubicado en su órbita definitiva”, mencionó Rodríguez.

En una labor que durará entre ocho y diez días, se irá circularizando su órbita, con el objetivo final de que el ARSAT1 se mantenga, en todo momento, a 35.786 kilómetros de altura, con lo cual se volverá un satélite geoestacionario, es decir, que girará a la misma velocidad angular que el Planeta y lo “veremos” siempre fijo en un mismo punto en el cielo.

Tanto para la apertura parcial de los paneles solares como para las correcciones de órbita, la estación de control de Benavídez precisa que otras dos estaciones terrenas, ubicadas en distintas partes del mundo, tengan visibilidad del satélite.

Para lograr esta circularización, se deberán realizar, al menos, cinco maniobras que se denominan críticas. En cada una de estas acciones, se enciende el propulsor principal y, con ello, se irá reduciendo la elipsis de la órbita por etapas.

El jefe del proyecto ARSAT1 explicó que “en esta elipse, en el punto más alejado de la Tierra, se enciende el propulsor, con lo que se va logrando circularizar la órbita de a poco”.

“Estas maniobras duran entre ocho y diez días y, a medida que se mejora la órbita, se precisan menos estaciones terrenas, porque el satélite va pasando más lejos y, por ello, más lento”, contó Rodríguez. Y detalló: “Cuando esté a 36 mil kilómetros, con dos estaciones, la de Benavídez y una de ubicada en Estados Unidos, ya será suficiente para controlarlo”.

La apertura final de los paneles solares se efectuará cuando el satélite esté en su punto de operación. “Antes de lograr su órbita final, el satélite se mueve muy rápido y no es necesario estresar a los paneles en esa condición”, observó el ingeniero.

La primera apertura de los paneles solares se realizó dos horas después de la separación del cohete, en tanto que la primera maniobra para la corrección de la órbita del satélite se efectuó unas 17 horas después del lanzamiento.

Así, el satélite finalizará su primer día en el espacio con la apertura parcial de sus paneles y con muchos chequeos para asegurar que la primera maniobra sea exitosa. “Con ello, al concluir el primer día, ya podremos tener una tranquilidad mucho mayor”, sopesó Rodriguez.

El regreso de Guayana Francesa
Ya efectuado el lanzamiento, tras participar durante tres semanas de diversas actividades en el Centro Espacial, los responsables técnicos de INVAP empacarán todos los equipos de soporte y el contenedor con los que se llevó el satélite a Guayana Francesa. “Tres días después del lanzamiento, debe estar todo en el puerto para traerlo de regreso a Argentina”, especificó Rodríguez.

Durante la jornada del lanzamiento, hubo entre 40 y 50 especialistas y técnicos del INVAP y de ARSAT en la Estación Terrena de Benavídez. El jefe del proyecto por ARSAT comentó que “si bien la responsabilidad de la puesta en órbita recae en el INVAP, hay una corresponsabilidad de ARSAT en la parte operativa”.

Los expertos del INVAP acompañarán cada una de las operaciones que se realicen en los primeros diez días del satélite en el espacio, tiempo en el que se realizan las denominadas maniobras críticas. Una vez que se lo ubique en su órbita definitiva, los técnicos de ARSAT tendrán a cargo el control del satélite durante los próximos 15 años, en los cuales brindará servicios de telecomunicaciones a la Argentina y países limítrofes.

Link permanente:
http://www.redvitec.edu.ar/como-son-los-primeros-dias-del-arsat-1-en-el-espacio